Inicio A Fondo Nicolás, el de los 2 papás, no está solo

Nicolás, el de los 2 papás, no está solo

Género, diversidad sexual y cambio social.

El cuento infantil Nicolás tiene 2 papás, es un material útil para docentes y adultos que quieran mostrarles a los niños, sin misterios ni prejuicios, que existen familias con dos papás o dos mamás.

cuento infantil Nicolás tiene 2 papás.
Esta es la primera página del cuento infantil “Nicolás tiene 2 papás”, presentado recientemente por el Movilh de Chile.

En agosto pasado, la Corte Constitucional de Colombia ordenó el reconocimiento legal de lo que en la práctica Verónica Botero es para su hija: una de sus mamás. La otra es Ana Elisa Leiderman, su pareja y madre biológica de la niña.

De inmediato, sectores conservadores señalaron: “los niños tienen derecho a crecer en una familia conformada por un papá y una mamá”. Lo curioso es que nunca se pronuncian en contra de aquellos hogares donde los menores conviven con una madre soltera o un abuelito o un papá y su novia.

El peligro para ellos radica en que los niños estén al lado de una pareja del mismo sexo. En otras palabras, que un menor viva con adultos homosexuales, como si esta orientación sexual representara una amenaza o un riesgo para los menores.

Con el ánimo de evitar que los niños reciban información sobre las parejas del mismo sexo contaminada por prejuicios y falsas creencias, el Movimiento de Integración y Liberación Homosexual (Movilh) de Chile, presentó el cuento infantil Nicolás tiene 2 papás, el primero de esta naturaleza que se publica en este país.

Lo escribió la psicóloga Leslie Nicholls y Roberto Armijo estuvo a cargo de las ilustraciones. “Ellos lograron plasmar la esencia de lo que queríamos hacer: mostrar una familia con dos papás donde un niño se siente querido y protegido”, explica Oscar Rementería, vocero de Movilh.

El cuento tiene su razón de ser en que los niños nacen sin prejuicios y son los adultos que los rodean quienes les enseñan a discriminar. “Mostrarles a los menores que existen familias diversas es positivo para su desarrollo emocional y social. Debemos educar, desde la más temprana infancia, en respetar las diferencias”, señala Rementería.

El cuento no menciona la palabra “homosexual” porque no está contemplado como material de educación sexual. Su propósito es hacerles ver a los niños que entre los múltiples tipos de familia que existen, están las conformadas por padres o madres del mismo sexo.

La historia también incluye a Clara, la mamá biológica de Nicolás. En alguna parte del cuento el niño dice: “los fines de semana nos visita mi mamá. Con ella converso, paseamos en bicicleta y una vez plantamos un árbol”.

Una familia como muchas otras

Según Rementería, el relato muestra una familia conformada por dos papás, sin desconocer que existe una mamá biológica que, en este caso, está presente y le entrega a Nicolás el cariño y afecto que le corresponde.

Nicolás tiene 2 papás cuenta con el respaldo de la facultad de Psicología y de la Escuela de Educadores de Párvulos de la Universidad de Chile, de la Junta Nacional de Jardines Infantiles (JUNJI) y del Colegio de Educadores de Párvulos de Chile.

Hasta el momento, el Movilh ha recibido alrededor de 4.000 solicitudes del cuento impreso y 350.000 descargas online. “Ha sido muy satisfactorio escuchar a los niños opinar sobre este material. Ellos ven que Nicolás, quien podría ser su amigo, está feliz. No les importa si vive con dos papás o un papá y una mamá, sino que él está bien”, agrega Rementería.

El cuento ha sido muy bien recibido por la mayoría de padres de familia. Finalmente a ellos les preocupa el bienestar de sus hijos, lo que implica una educación respetuosa con el otro. Sin embargo, el Ministerio de Educación de Chile no obliga a las instituciones educativas a incluir Nicolás tiene 2 papás como parte de su material pedagógico. Se trata de algo opcional disponible en las bibliotecas.

Los sectores que se han opuesto a su difusión, señala Rementería, son los mismos que tradicionalmente han estado en contra de que en Chile exista igualdad de derechos.

Acuerdo de Vida en Pareja Chile
El 7 de octubre de 2014 el Senado de Chile aprobó el proyecto de ley sobre Acuerdo de Vida en Pareja (AVP) que favorece a parejas heterosexuales y a las del mismo sexo. Falta su aprobación final en la Cámara de Diputados. Foto Movilh.

“Son los mismos que en su momento se opusieron a que existiera ley de divorcio. Por esto Chile fue uno de los últimos países en tenerla. Los mismos que insistían en mantener las diferencias entre los llamados ‘hijos naturales’ y quienes no lo eran. Por esto, no sorprende que hoy rechacen un cuento que habla del amor”, afirma Rementería.

Según el vocero de Movilh, los sectores conservadores buscan que el país se ajuste a sus creencias religiosas. Intentan que la sociedad actúe según sus parámetros. Hay parlamentarios o políticos que pertenecen a iglesias y que tienen como único objetivo utilizar sus cargos públicos para imponer su forma de vida.

“Los sectores conservadores se niegan a reconocer que en la realidad existen muchos tipos de familias y que todas merecen el mismo respeto y reconocimiento”, afirma Rementería.

Muchos más Nicolás

Entre los planes del Movilh está publicar nuevos capítulos de la vida de Nicolás. Incluso, les han propuesto hacer un video sobre esta historia. Por todo esto, Rementería se siente satisfecho con los resultados y sabe que Chile, como el resto de Latinoamérica, está avanzando en el reconocimiento de derechos.

Esto también se refleja en que el pasado 7 de octubre el Senado aprobó el Acuerdo de Vida en Pareja (AVP). El proyecto actualmente está en la Cámara de Diputados y se espera que para finales de año sea ley de la república.

El AVP está contemplado para proteger legalmente a las parejas heterosexuales que pudiendo casarse, no les interese hacerlo, así como a las parejas homosexuales que, debido a la legislación actual, no pueden optar por el matrimonio.

El AVP tiene una aspiración distinta a la del matrimonio entre parejas del mismo sexo. Este es un proyecto paralelo por el que Movilh también está trabajando y que abarca derechos previstos en la ley para las parejas que están casadas.

“En la legislación chilena, la palabra cónyuge –la cual se utiliza solamente cuando se habla de matrimonio- está presente en cerca de 6.000 leyes. El Acuerdo de Vida en Pareja (AVP) no las contempla todas, sino que le otorga a esa relación afectiva una protección básica y un reconocimiento explícito del Estado. Pero sin duda, el matrimonio tiene un mayor alcance”, señala Rementería.

En últimas, concluye, tener AVP no es un argumento para no continuar trabajado por la aprobación del matrimonio igualitario.

Enlaces relacionados:

Brócoli con sobrebarriga.
La “amenaza” contra la familia tradicional.
Matrimonio y adopción homosexual, ¿el fin de la sociedad?
Matrimonio entre personas del mismo sexo sí amenaza el matrimonio “tradicional”.
El falso argumento de los hijos de familias homoparentales.